Un astrónomo aficionado halla una extraña roca candidata a ser la luna número 80 de Júpiter

Publicado el Por Julio Gracia



Un astrónomo aficionado afirma haber descubierto una posible luna hasta ahora desconocida orbitando alrededor de Júpiter entre datos de astrónomos de hace dos décadas. «¡Me enorgullece decir que esta es la primera luna planetaria descubierta por un astrónomo aficionado!», afirmó el propio protagonista, llamado Kai Ly, en un informe publicado por ‘Sky and Telescope’, en el que se detalla que Ly ha informado de su hallazgo al
Centro de Planetas Menores
, un organismo del Observatorio Astrofísico Smithsonian, a través del cual expertos verificarán si, de hecho, es realmente un nuevo satélite.

Júpiter puede tener docenas o incluso cientos de lunas aún por descubrir orbitando a su alrededor. Este gigante gaseoso cuenta con un campo gravitacional tan grande que le permite capturar desechos espaciales en su órbita con mucha facilidad. Es por ello que, hasta la fecha, se han hallado 79 lunas, pero el número sigue creciendo. De confirmarse este hallazgo, la de Ly sería la 80º, y además pertenecería a un conjunto particular: dentro del Grupo de Carmé, un grupo de satélites retrógrados de Júpiter en órbitas entre 23 y 24 millones de kilómetros de distancia al planeta.

El grupo al que pertenece la nueva luna (bautizada como EJc0061 de manera formal, si bien aún no tiene nombre) está formado de pequeñas rocas espaciales bastante extrañas: orbitan en la dirección opuesta a la rotación de Júpiter, y viajan alrededor del planeta con una inclinación extrema en relación con el plano orbital del planeta gigante, según explica la NASA. Carmé es la luna más grande del grupo, con un radio medio de 23 kilómetros, si bien suman un total de 22 cuerpos -de momento-. Los astrónomos piensan que Carmé fue un asteroide capturado por la gravedad de Júpiter, y que su grupo son los pedazos que se desprendieron de él después de una colisión cósmica.

Ly hizo su hallazgo al mirar un conjunto de datos de 2003 que habían sido recopilados por investigadores de la Universidad de Hawai utilizando el Telescopio Canadá-Francia-Hawai (CFHT) de 3,6 metros. El astrónomo aficionado prestó especial atención a las imágenes recopiladas en febrero de ese año, cuando las lunas aparecían en su punto más brillante aparente. Esto fue causado por un fenómeno conocido como oposición, cuando el Sol y un planeta dado aparecen en partes opuestas del cielo de la Tierra. Nuestro planeta estaba ubicado en medio de una línea entre el Sol y Júpiter en febrero de 2003, lo que permitió a los astrónomos en la Tierra ver claramente el sistema de Júpiter iluminado por la estrella.

Ly utilizó observaciones de otro telescopio llamado Subaru para establecer el arco de 22 días del objeto, que mostró que la candidata a luna probablemente está ligada a la gravedad de Júpiter. Ahora, los expertos tendrán que comprobar que, efectivamente, este astrónomo aficionado ha encontrado la luna número 80 de Júpiter.

La última vez que se descubrieron nuevas lunas de Júpiter fue hace tres años, cuando un equipo de astrónomos del Instituto Carnegie localizó doce nuevos satélites jovianos, incluido un ‘bicho raro’ llamado Valetudo.

Fuente: ABC.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *