Toyota ha anunciado el lanzamiento de una nueva marca, Kinto, dedicada a prestar servicios de movilidad a usuarios de toda Europa. La iniciativa es parte integrante de la visión global del conjunto de evolucionar cara una compañía de movilidad, prestando todo género de servicios relacionados con el transporte a persona en el mundo entero. La firma pretende ampliar su oferta de servicios de movilidad aparte de las ventas tradicionales de automóviles a particulares y clientes del servicio de flotas, a través de una estrategia organizada en torno a 4 pilares.

[Toyota y el despliegue de su ofensiva de producto para 2020, al detalle]

El primero de ellos es emplear una marca distinguida concreta para captar nuevos usuarios de movilidad, desde particulares a empresas, como urbes y municipios; asimismo acrecentar su cuota en el mercado de servicios integrales de renting, consistentes en ofrecer automóviles y servicios multimarca todo en uno a clientes del servicio empresariales y también individuales; aparte de aprovechar la conectividad de datos y automóviles para desarrollar y ofrecer servicios como automóviles compartidos o bien de subscripción, cuando sea viable, como prepararse para integrar los futuros avances en la conducción automatizada a pruebas de comercialización de transporte automatizado de movilidad como servicio, por poner un ejemplo usando el prototipo y también-Palette, hoy día en desarrollo a nivel global.

«Kinto es parte integrante de nuestra estrategia general de desarrollo en Europa. En mercados donde pueda resultar viable y sustentable, incorporar servicios de movilidad a nuestro modelo de negocio tradicional nos dejará contestar a las nuevas necesidades de los clientes del servicio y asistir a cubrir las necesidades emergentes en concepto de movilidad de los ayuntamientos y regiones», explicó a lo largo de su presentación en el Kenshiki Forum 2020 de Toyota Motor Europa en Ámsterdam, el presidente y CEO de Toyota Motor Europe (TME), Johan van Zyl.

En 2018, Toyota comenzó a sentar los cimientos precisos para preparar su organización en Europa para la integración de nuevos servicios de movilidad en su modelo existente de fabricación y comercialización de vehículos. De este modo, Toyota formó 2 nuevas entidades: una compañía de administración de flotas (Toyota Fleet Mobility), con sede en Colonia (Alemania), y otra de plataforma digital (Toyota Connected Europe), con sede en la ciudad de Londres (R. Unido). Esta nueva marca se empleará para dirigir meridianamente la oferta de Toyota a nuevos modos de consumo de movilidad y va a ser homónimo de «inclusiva y fiable», «sencilla y práctica» y «sostenible».

«Nuestra nueva marca de movilidad, Kinto, es una muestra de que la compañía está más decidida que jamás a satisfacer las necesidades alterables de los clientes del servicio. Toyota y Lexus son marcas de automoción afianzadas, que viran en torno a la fabricación de automóviles de calidad y fiables. Aspiramos a crear una marca igualmente fuerte para servicios de movilidad, una marca que ofrezca siempre y en toda circunstancia a los clientes del servicio experiencias inusuales, así sea cerca de casa o bien cuando estén de viaje. Kinto encarna la ambición de Toyota de ofrecer una movilidad para todos cada vez mejor», apuntó el vicepresidente ejecutivo de Ventas de Toyota y Lexus en Europa, Matthew Harrison.

[Lexus muestra su visión de electrificación más inmediata para ir un paso más allá]

El nombre de la nueva marca deriva de la palabra nipona kintoun, o bien nimbus volador, una nube que transporta a demanda. Kinto desea estar libre toda vez que un usuario busque formas simples y también inteligentes de desplazarse, cuando sea y donde sea. Por esta razón los servicios de la marca se introducirán en los diferentes mercados dependiendo de la aptitud y la sostenibilidad comercial de cada caso. Estos son los servicios que se introducirán en un inicio en ciertos mercados europeos:

-Kinto One: oferta de servicios integrales de renting a través de la que el usuario puede conjuntar la adquisición del vehículo con el mantenimiento y el seguro en una cuota mensual.

-Kinto Share: servicio de automóviles compartidos basado en una extensa gama de automóviles híbridos libre por medio de un término de autoservicio, sin los costos de mantenimiento.El servicio de automóviles compartidos que Toyota tiene ya en marcha en múltiples urbes europeas, como Dublín, Venecia, Copenhague y la villa de Madrid, va a ser ahora conocido asimismo como Kinto.

-Kinto Join: sistema de automóviles compartidos que conecta a empleados que desean compartir su desplazamiento diario al trabajo y que favorece tanto a los empleados como a las compañías, que pueden reducir su huella de CO2.

-Kinto
Flex: renting de automóviles por subscripción, que ofrece una mayor flexibilidad y una experiencia prémium.

Asimismo se están valorando otros servicios, como los automóviles de transporte con conductor (VTC) o bien una aplicación multimodal. Dichos servicios van a contar con un simple acceso por medio de aplicaciones móviles y pagos integrados.

Fuente: ABC.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *