La popular aplicación de vídeos musicales TikTok se niega a perder el mercado estadounidense. La plataforma, propiedad de la compañía china ByteDance, ha presentado una solicitud frente a la justicia del país de Norteamérica que tiene por propósito eludir que el veto del presidente Donald Trump entre en vigor este domingo.

Cabe rememorar que el Gobierno de EE. UU., que considera a la plataforma una amenaza a la seguridad nacional debido a sus políticas de colección de datos de los usuarios, emitió la semana pasada una orden para suprimir a la «app» de las tiendas de Apple y Google. La regla debía entrar en vigor el pasado 20 de septiembre; no obstante, el propio Trump acabó ampliando el plazo una semana. Hasta el día 27 del mes en curso.

Conforme apunta The Wall Street Journal, TikTok ha presentado la solicitud frente al juez Carl J. Nichols, del Tribunal del Distrito de Columbia (Washington DC). En ella se pide la paralización temporal de la orden. La aplicación mantiene que ha «hecho sacrificios expepcionales para intentar satisfacer las demandas siempre y en todo momento variables del Gobierno y las presuntas preocupaciones de seguridad nacional», apunta The New York Times.

Un viaje de ida y vuelta
ByteDance lleva viendo de qué forma pende la espada sobre su plataforma estrella desde el pasado verano. El seis de agosto Donald Trump firmó una orden ejecutiva en la que le dio un plazo de 45 días a la compañía china para deshacerse de la propiedad de TikTok en suelo estadounidense. Conforme el presidente, la aplicación, que se ha transformado en un fenómeno viral y cuenta con cerca de 100 millones de usuarios en el país de Norteamérica, habría estado compartiendo datos de los ciudadanos con el gobierno marxista chino.

A lo largo de entonces, ByteDance ha estado sosteniendo negociaciones con múltiples empresas estadounidenses, como Microsoft, que a lo largo de un buen tiempo pareció la mejor puesta para terminar tomando el control de la «app» en USA. No obstante, hace algo más de una semana, la compañía reconoció que había llegado a un pacto con la firma de software en la nube Oracle y el popular comercio estadounidense Wallmart.

ByteDance desea quedarse el 80%
Las 3 marcas planean unirse para conformar TikTok Global, como aseguró la «app» en declaraciones a ABC: «Como una parte de esta propuesta, Oracle se transformará en nuestro distribuidor tecnológico de confianza, responsable de alojar todos y cada uno de los datos de los usuarios de USA y asegurar los sistemas informáticos asociados para asegurar que los requisitos de seguridad nacional de USA quedan de manera plena satisfechos. Hoy en día, trabajamos con Walmart en una asociación comercial asimismo. Las dos empresas participarán en una ronda de financiación de TikTok Global anterior a la IPO (initial public offer), en la que van a poder adquirir hasta un 20% de participación amontonada en la compañía».

Fuere como fuere, el pacto entre las 3 compañías pareció satisfacer a Trump, que paralizó la orden para la desaparición de la aplicación de las tiendas oficiales y ofreció a ByteDance una semana más de plazo. No obstante, el primer día de la semana el líder estadounidense volvió a aseverar que no daría su visto bueno a ningún pacto en el que ByteDance prosiguiese teniendo una parte de la propiedad de la plataforma en USA. Y es que, como se ha explicado, la compañía china pretende tener una participación del 80 por ciento del nuevo TikTok Global, al tiempo que Oracle y Wallmart tendrían un 20 por ciento entre las dos.

Fuente: ABC.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *