Tras el éxito alcanzado en el mercado asiático, donde se han vendido más de 17 millones de teléfonos móviles, la firma Realme –pertenece al conjunto BBK Electronics, de la misma manera que OnePlus y Oppo- empieza su desembarco en Europa, y ha escogido España como su sede de operaciones y como sitio para la presentación de su gama de teléfonos, compuesta por 3 modernos dispositivos que cuentan con una tecnología a la última y costos que parten desde 199 euros en el modelo de acceso, el X2. En el acontecimiento festejado el día de ayer en la capital de España, Levi Lee, directivo general de Realme en Europa, manifestó su alegría por el lanzamiento de la gama en Europa, “con la ilusión de ofrecer a nuestros usuarios, especialmente a los más jóvenes, nuevos y sorprendentes productos a costos accesibles en su gama, y superar de esta manera sus esperanzas en diseño, desempeño y calidad”. Y, una vez visto el producto en riguroso directo y probado, podemos decir que no es un alegato vacío de contenido, puesto que se trata de una gama de productos con un diseño atrayente, un potente hardware y todas y cada una de las posibilidades que busca el usuario. Sorprende, por poner un ejemplo, que en todos y cada uno de los modelos se incluye un módulo fotográfico de 4 cámaras, algo que no se ha visto hasta la data en ninguna marca. El primer modelo que se mostró en el acontecimiento All in Quad fue el Realmle X2 Pro, que con un precio de partida de 399 euros en la configuración de seis GB y 64 GB, emplea la plataforma móvil Snapdragon 855+, una pantalla OLED de seis,3 pulgadas con tasa de refresco de 90 Hz para una experiencia de visualización más veloz, una batería de cuatro.000 mAh y un sistema de carga Flash ChargeSuper VOOV de 50W que recarga la batería al completo en 35 minutos. En lo que se refiere al módulo fotográfico cuádruple, está compuesto por una cámara primordial de 64 MP, un zoom híbrido de 20x incrementos con gran angular de 115º, un teleobjetivo y otra cámara concreta para retratos. Va a estar libre a inicios de noviembre en 2 colores (Lunar White y Neptune Blue), asimismo con una configuración de ocho GB + 128 GB por 449 euros y otra de 12 GB y 256 GB por 499 euros. No hay nada similar en el mercado. El modelo de acceso a la gama es el Realme cinco Pro, que se puede adquirir desde el 18 de octubre con un costo de 199 euros en la versión básica (cuatro GB + 128 GB) y 249 euros en una más completa de ocho GB y 128 GB de almacenaje interno. Sorprende que lleva la Quad Camera de 48 MP, como la plataforma móvil Snapdragon 712 AIE, como el sistema de carga veloz Flash Charge treinta VOOV de 20W, pantalla Full HD de seis,3 pulgadas (2340×1080) y un muy elegante ‘notch’ en forma de gota de agua. Se puede seleccionar entre los colores Crystal Green y Sparkling Blue. Y, para acabar, el modelo intermedio, el Realme X2, en venta el 29 de octubre con un costo de 299 euros y una sola configuración de ocho GB y 128 GB de almacenaje interno, en colores Pearl Blue y Pearl White. Lleva el módulo Quad Camera de 64 MP, que incluye un sensor Samsung GW1 de 64 MP para la cámara primordial, gran angular de 119º, lente macro de cuatro cm y una lente de retrato. Con la cámara frontal para selfies de 32 MP se consiguen fotografías naturales y de enorme calidad, tanto en iluminación diurna como nocturna merced al modo Nightscape, que mejora las imágenes con poca luz. El cargador veloz Flash Charge cuatro.0 de 30W recarga la batería de cuatro.000 mAh en 30 minutos al 67%, un 12% más eficaz que la generación precedente, lleva pantalla Super AMOLED de seis,4 pulgadas (2340×1080) cubierta con Corning Gorilla Glass cinco y un procesador Qualcomm Snapdragon 730G a veintidos GHz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *