Las ADAS no son exactamente unos seres mitológicos a los que podemos solicitar deseos. Realmente son complejos sistemas que merced a las innovaciones tecnológicas de los últimos tiempos nos asisten en las labores de conducción, y, lo más esencial, salvan vidas.

Probablemente al charlar de ayudas a la conducción la primera cosa que se nos venga a la cabeza sea el asistente de parking, que evita abundantes quebraderos de cabeza a los menos diestros en el momento de aparcar. Mas a este popular «invento» asimismo hay que agregar el sistema de frenado autónomo, aviso de cambio involuntario de carril, control de somnolencia y fatiga, y alcolock, dispositivo de bloqueo de arranque por consumo de alcohol. Son ciertos sistemas avanzados que además de esto van a ser obligatorios en nuevos automóviles desde julio de 2022.

Esta clase de sistemas son capaces de reaccionar en décimas de segundo frente a una situación de riesgo, algo que es posible merced a la utilización de radares y cámaras que observan el ambiente y procesan la información conseguida merced a centrales dotadas de microprocesadores y en ciertos casos ayudadas por inteligencia artificial.

Lo ha recordado Jesús Monclús, directivo de Prevención y Seguridad Vial de Fundación MAPFRE, quien ha subrayado, además de esto, que «es el instante de dar un paso más y extender la implantación de los sistemas avanzados de ayuda a la conducción, claves para reducir la trágica cifra de fallecidos en nuestras carretas y ciudades».

El especialista en seguridad vial ha presentado al lado de la directiva de Comunicación de Fundación CEA, la página web que han desarrollado de manera conjunta y que tiene como propósito explicar qué son, de qué forma marchan y qué ventajas y restricciones tienen estos sistemas, que hoy en día están libres en la mayor parte de los automóviles, habitualmente como equipamiento de serie.

«El factor humano prosigue estando presente en la mayor parte de los siniestros». De esta forma lo ha señalado Rosa García-Moyano, directiva de Comunicación de Fundación CEA, quien se ha referido a las 20 nuevas reglas de seguridad dictadas por la Comisión Europea, que van a ser de obligado cumplimiento para automóviles de nueva fabricación, que van a contar con un calendario detallado para su implantación en todos y cada género de vehículo, y que «salvarán vidas».

La nueva normativa, ha indicado, forzará a los fabricantes a integrar sistemas ADAS de serie, como por servirnos de un ejemplo el Asistente de Velocidad Inteligente (ISA), que puede contribuir a reducir el número de choques en un 30% y el de muertes en un 20%, como los sistemas de detección de peligro de atropello de viandantes y corredores, con capacidad de alertar al conductor en tiempo real o bien frenar de manera automática, y que pueden llegar a eludir siete.500 atropellos en las carreteras y urbes españolas.

«Si los sistemas avanzados de ayuda a la conducción estuviesen incorporados en todo el parque automovilístico se podrían eludir más de 50.000 siniestros por año, 850 fallecidos y cuatro.500 heridos hospitalizados, como un ahorro próximo los cuatro.300 millones de euros en el gasto público», ha recordado Rosa García-Moyano, quien ha hecho hincapié en que «los sistemas de asistencia actúan solamente cuando no lo hace el conductor, bien sea por distracción, falta de reflejos, consciencia o bien cualquier otro motivo, siendo siempre y en toda circunstancia la última resolución de la persona que está a los mandos».

Qué dispositivos hay y de qué forma marchan
La nueva web, libre en https://www.sistemas-adas.org, resalta los primordiales sistemas ADAS, entre aquéllos que se hallan, los dispositivos que advierten el peligro de colisión frontal con otros automóviles o bien obstáculos, y que podrían eludir más de 10.000 siniestros de este tipo; los sistemas de alarma y mantenimiento de cambio involuntario de carril, una circunstancia que termina con la vida de prácticamente la mitad del total de víctimas mortales en carretera debido a las salidas de vía; y los detectores de fatiga, somnolencia o bien aun, los que evitan distracciones, factores presentes en cerca del 30% de los siniestros con víctimas.

La página web explica con claridad que los sistemas ADAS dejan prosperar de forma esencial la seguridad del vehículo incorporando funciones clave de asistencia a la conducción como el mantenimiento de la distancia de seguridad, la instalación de cajas negras, que pueden asistir a conocer de qué forma se generan los siniestros y contribuir a prevenirlos; y el alcolock, que evitará que un conductor que haya ingerido alcohol pueda arrancar el vehículo.

La nueva web ofrece un fácil comparador que facilita a quienes desean adquirir un vehículo nuevo y elige en una breve lista los sistemas ADAS incluidos en todos y cada modelo, como el costo final del vehículo, lo que facilita la toma de resolución atinada desde la perspectiva de la seguridad.

Fuente: ABC.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *