Los turismos y el cine han estado ligados en numerosas películas, como las que seguramente se lleven algún premio en la liturgia de entrega de los Oscars 2020. Los turismos que amontonan más minutos ni son los más vistosos… ni tampoco los más conocidos. La mayor parte de los turismos que vemos en las películas son utilitarios, prudentes y simplemente funcionales. Tal vez no pasen inadvertidos para los genuinos enamorados del motor, mas sí para la mayor parte de los espectadores.

Entre los turismos más conocidos de la historia del cine podríamos mentar el Delorean de regreso al futuro, el Gran Torino que dio nombre a la cinta en la que con tanto mimo cuidaba de él Clint Eastwood, el Mustang de Soy Historia legendaria, el dos CV de Sor Citroën o bien los míticos Aston Martin de James Bond. Y ¿quién no ha visto alguna vez Grease? Los automóviles y los talleres no solo son parte de nuestra vida rutinaria, si no que en incontables ocasiones se cuelan en la pantalla para ser parte de la ficción y ofrecernos instantes imborrables que vale la pena rememorar.

La red de mantenimiento del vehículo Midas desea hacer un homenaje a aquellas populares películas en las que turismos, y en ciertas ocasiones talleres, tienen su una parte de estrellato.

Grease

El rebelde Danny Zuko y la inocente Sandy protagonizan una de las películas musicales más populares de todos y cada uno de los tiempos, en la que coreografías, música pegadiza y personajes amenos se mezclan en perfecta armonía para darle vida a una de las historias amorosas más famosa del cine. Y, si bien pueda parecer que todo se queda en un simple romance adolescente, las carreras de turismos en el canal como reto entre los jóvenes de los años 50-60 forman parte esencial de la película. De ahí que, la escena del taller en la que John Travolta y una parte del abanico masculino convierten su vehículo en un increíble vehículo de carreras mientras que cantan Grease lightnin’ es seguramente una de las más recordadas por el público.

Gran Torino

De nuevo, un vehículo acapara una parte del estrellato de una de las películas más populares del cine internacional. Esta vez, un anciano veterano de guerra, retirado y que termina de enviudar, es el personaje primordial de la película, en la que se tratan esenciales inconvenientes como el racismo o bien las bandas callejeras en EE.UU. Además de esto, este ex- mecánico de mal carácter prueba su ímpetu por cuidar a su gran pasión, un Gran Torino de 1972 que da nombre a la propia película.

Drive

Una película que vira en torno al drama y el suspense en la que su protagonista, un conductor ‘sin nombre’ con gran habilidad para la conducción, compatibiliza su trabajo en el taller de Shannon con trabajos eventuales como especialista en escenas de peligro en producciones de cine o bien como conductor experimentado en peligrosas misiones nocturnas de escapada. Velocidad, riesgo y conducción se mezclan en un thriller en el que un mecánico de taller protagoniza además de esto espectaculares imágenes al volante de su vehículo.

Fast & Furious

La triunfante saga de películas Fast&Furious es un icono para los amantes del motor, donde se pueden localizar todo género de joyas exclusivas, en forma de vehículos, que se transforman en los genuinos protagonistas de la historia. A lo largo de estas películas de ficción, podemos ver a actores de la talla de Vin Gasoil o bien Paul Walker conduciendo estos automóviles en diferentes y apasionantes carreras y persecuciones, siempre y en toda circunstancia con el vehículo a punto.

Los amantes del motor van a poder gozar en esta saga, por poner un ejemplo, del Ford Fairlane de los años 50 y modelos semejantes rodando por La Habana, aparte de muscle cars, descapotables, el Nissan IDx Nismo o bien del Subaru BRZ. Se afirma, por poner un ejemplo, que los productores de la película llegaron a invertir más de 17 millones de dólares estadounidenses en turismos en una escena.

Cars

Mas si en el cine de ficción los turismos tienen un notable estrellato, no podemos olvidarnos del cine de animación, en el que películas como cars están ambientadas en un planeta poblado por entero por vehículos y otros automóviles. Su protagonista, el flamante vehículo de carreras ‘Rayo McQueen’, se niega a mudar los neumáticos en la última parada de la competición que le puede entregar el liderazgo, provocando el pinchazo de exactamente las mismas. Esta mala resolución le va a conducir a una serie imprevisibles que van a ir obstruyendo sus posibilidades de ganar el torneo, al tiempo que le servirán de aprendizaje para la vida.

Fuente: ABC.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *