Un nuevo incendio forestal se ha declarado esta noche en la zona de Cazadores en el ayuntamiento grancanario de Telde, que ha obligado a evacuar múltiples casas aisladas que se hallan en las cercanías. El Cabildo de Gran Canaria notifica en su Twitter que el fuego avanza veloz por Hoya de la Perra cara el acantilado de Guayadeque debido al viento que sopla esta noche en la isla . Ya están actuando en la zona los bomberos del Consorcio de Gran Canaria, agentes de medioambiente y múltiples brigadas forestales y la Unidad Militar de Urgencias se dirige a la zona. Este incendio se aúna al declarado el sábado en la cima de Gran Canaria que está “contenido” en su perímetro, mas que todavía no ha sido declarado ni controlado ni estabilizado dado a que la presencia del viento lo podía reactivar. El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, ha comentado en conferencia de prensa que el incendio no se puede dar por controlado ni estabilizado hasta el momento en que no cambien las condiciones del viento mas ha apuntado que «hay buenos vaticinios» y las condiciones son completamente diferentes a las que se presentaban en la noche de el día de ayer. Sin embargo ha dicho que no está previsto que los evacuados puedan regresar esta noche a sus casas y ha señalado que por contra el plan de contingencia que se puso en marcha ayer de noche para las evacuaciones, prosigue actual por si acaso hiciesen falta nuevos desalojos a lo largo de la noche. A lo largo de la noche 230 efectivos van a trabajar para contener el incendio en sus 23 quilómetros de perímetro y a la primera hora de la mañana estarán de nuevo operativos los once helicópteros, el aeroplano y los 2 hidroaviones que han enfriado el día de hoy las prácticamente 1500 hectáreas afectadas. El personal del Cabildo efectuando una compleja maniobra de fuego técnico para ensanchar la línea de defensa y que el incendio al llegar se halle tierra quemada. pic.twitter.com/lATUcYCHw2— Cabildo Gran Canaria (@GranCanariaCab)
August 12, 2019 El presidente canario ha anunciado que las previsiones meteorológicas para los próximos días anuncian una ola de calor en el archipiélago, lo que complicaría las tareas de extinción terminante de este incendio. Ciertos 125 vecinos de los ayuntamientos de Tejera y Artenara que debieron ser desalojados la madrugada pasada echan en falta una mayor limpieza del monte de la isla, conforme han dicho. Las personas del distrito de Juncalillo, en el ayuntamiento de Gáldar, que fueron desalojados el sábado, han podido volver ya a sus casas. En una visita a quienes se hallan en el albergue de San Mateo, Torres ha afirmado que este incendio es «impredecible» y, aunque su cola está controlada, que es la zona en la que viven los vecinos de Tejeda, «hay una cabeza (de fuego) cara a La Aldea (…), y ahí en estos instantes están actuando los efectivos aéreos». «Lo que debemos hacer en estos instantes es centrarnos en el enorme objetivo: extinguir el incendio y que no haya daños personales», ha subrayado. «Gran Canaria tiene en estos instantes una situación de extrema sequedad y viene una ola de calor (…)», ha advertido. El fuego ha obligado a cerrar 3 carreteras de Gran Canaria, las del cruce de Ayacata, el de Acusa y la que discurre entre los Pinos de Gáldar y la Cruz de Tejeda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *