Diseño, eficacia, habitabilidad y seguridad. Y todo ello con un coste de partida bajo 10.000 euros. ¿De qué forma no será un éxito? Nos referimos al nuevo Kia Picanto, el modelo más vendido de su segmento en el canal de particulares en 2020 en España, y cuya fórmula del éxito está muy clara: más diseño, con una imagen muy cuidada; más espacio, con un interior que sorprende por su habitabilidad; y más equipamiento de confort, conectividad y seguridad. Todo ello, con la calidad de Kia y los 7 años de garantía. Y es que el Picanto solo es pequeño por dimensiones exteriores, en todo lo demás es un vehículo grande.

Solamente verlo, este modelo que una parte de los nueve.300 euros (y alcanza los 14.625 en su acabado más alto) resalta por su aspecto decidido en sus «lados», con una parrilla «tiger-nose», faros rediseñados y luces diurnas de 4 led, nuevo diseño de los pilotos led traseros, paragolpes delantero y trasero renovados, y acabados con efecto joya, metálico o bien negro refulgente. Mas si hay algo de su diseño que nos maravilla a todos, es su extensa posibilidad de personalización.

En su interior, podemos estimar, frente al modelo precedente, una serie de mejoras visuales y tecnológicas, centradas en un sistema para la navegación audiovisual (AVN) de pantalla ancha «flotante» y una pantalla digital de alta resolución. Cabe destacar su simple y también intuitivo manejo, como sus extensas funciones.

Pese a que el nuevo Picanto es un vehículo de solo tres con seis metros de largo, su distancia entre ejes de dos con cuatro metros deja ofrecer un espacio interior amplísimo. Tanto es de esta forma, que sus 5 plazas son realmente extensas y, una vez en el puesto de conducción, no semeja que lleves un vehículo tan pequeño. En verdad, algo que nos ha sorprendido bastante es el volumen de carga de su maletero, de 255 litros, con un acceso cómodo. Además de esto, en el caso de precisar más espacio para el transporte de objetos grandes, los asientos de la fila trasera se pueden derrumbar para lograr una capacidad de 1.010 litros.

En lo que a motorizaciones se refiere, el nuevo Picanto está libre con 3 nuevos motores de gasolina «Smartstream», con una reducción en los consumos y las emisiones CO2 con respecto a la de sus precursores. La gama de motores consta de un T-GDi (inyección directa de gasolina turboalimentado) de uno con cero l que genera 100 CV y 2 motores DPI (inyección indirecta doble) atmosféricos de uno con cero o bien uno con dos l, de 67 CV y 84 CV, respectivamente.

Los 2 motores atmosféricos pueden pertrechar como opción la nueva caja de cambios automatizada AMT (Automated Manual Transmission) de Kia. Se fundamenta en una transmisión manual de 5 velocidades con accionadores de embrague y cambio para mecanizar el funcionamiento de los cambios, lo que aporta confort sin incidir en los consumos.

La versión de 100 CV y cambio manual es la que hemos tenido la posibilidad de rodar por la villa de Madrid. Y tras más de 200 quilómetros juntos podemos decir que este modelo no deja indiferente. Muestra una agilidad y potencia propia de segmentos superiores. Es capaz de callejear y solucionar veloces situaciones sin despeinarse, como comodidad y estabilidad. Sorprende además de esto por su bajo consumo, que no supera apenas los cinco l/100 km, una notable cifra cuando la mayor parte de sus recorridos son por urbe a bajas velocidades. Eso sí, si bien este sea su hábitat natural, las grandes velocidades tampoco se le resisten.

También, en el nuevo Picanto asimismo llama la atención su nivel de conectividad y seguridad. Específicamente, el sistema UVO de Kia se muestra ahora en una enorme pantalla de ocho con cero pulgadas (20 cm) y ofrece conectividad múltiple Bluetooth para emparejar hasta 2 dispositivos de forma simultánea. Este sistema, compatible con Apple CarPlay y Android Auto, ofrece muchas funciones. Entre ellas se halla el aporte de información a los conductores sobre el estado del tráfico en tiempo real, el pronóstico meteorológico, puntos de interés, costes de la gasolina y detalles de posibles estacionamientos, tanto en interior como en la calle.

Esta aplicación para dispositivos móviles te deja activar a distancia ciertas funciones. Por poner un ejemplo, se puede mandar al navegador del vehículo la senda a proseguir más tarde, revisar la localización del vehículo o bien percibir notificaciones de diagnóstico. Tanto esta aplicación como el sistema multimedia se favorecen del sistema telemático UVO Connect «Fase II», que incorpora nuevos servicios en recóndito como la «Navegación en senda hasta destino» o bien la «Transferencia de perfil del usuario».

Y por su dotación de seguridad, nada comunes en su segmento. De serie pertrecha elementos como el gestor de la estabilidad del vehículo (Vehicle Stability Management VSM), la vectorización de par de frenada, el control de frenada en curva (Cornering Brake Control CBC) y el de estabilidad lineal (Straight-line Stability SLS). Y, dependiendo del equipamiento, puede incluir sistemas avanzados de asistencia a la conducción (ADAS) como la frenada de urgencia automática Forward Collision-avoidance Assist FCA, con capacidad de detección de viandantes, corredores y automóviles.

Fuente: ABC.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *