La dirección y los sindicatos de Nissan han llegado a un pacto a fin de que los tres.000 empleados perjudicados por el Expediente de Regulación de Empleo Temporal (ERTE) de Cataluña reciban un complemento que les deje lograr el 85 % del sueldo, en vez del 80 % que la compañía ofrecía en un inicio.

Además de esto, los trabajadores de los centros de Zona Franca, Montcada y Sant Andreu de la Barca van a recibir por completo las pagas extras y las vacaciones, conforme fuentes de la compañía.

El ERTE presentado en un inicio por la automovilística nipona frente a la Generalitat a causa del impacto del coronavirus contemplaba solo complementar el salario hasta el 80 %, lo que llevó a los sindicatos a levantarse de la mesa para la negociación y a asegurar que impugnarían la medida.

Los comités de empresa, que solicitaban que se llegase en torno al 90 % del sueldo y también incluyendo vacaciones y pagas extras, advirtieron aparte de que la resolución de presentar un ERTE sin pacto ponía bajo riesgo la aptitud de la planta de Zona Franca.

Fuentes de de Unión General de Trabajadores han explicado este viernes que esta mañana el comité de empresa ha recibido una llamada de la dirección y les han ofrecido prosperar la oferta.

El Expediente llega en un instante en el que la planta de Zona Franca está operativa al 20 % de su capacidad por la carencia de carga de trabajo, con lo que los sindicatos se temen que la compañía nipona esté buscando la forma de terminar por cerrar las plantas en Cataluña.

Ford garantiza el 100% de las pagas extra
La dirección de la fábrica de Ford en Almussafes (Valencia) ha acordado este viernes con los sindicatos Unión General de Trabajadores y CC.OO. las condiciones del Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) por «fuerza mayor» que alcanzará a casi la totalidad de la plantilla de la fábrica valenciana, frente a la situación provocada por el coronavirus.

Estas condiciones son «las mismas» que se han aplicado hasta en 4 ocasiones en los ERTE pactados con Unión General de Trabajadores durante 2019, ha explicado el portavoz de este sindicato y presidente del comité de empresa, Carlos Faubel, en declaraciones a Europa Press, tras la firma del documento. Específicamente, la compañía cubrirá hasta 80% del sueldo real garantizado (incluyendo los complementos salariales) y el 100% de las vacaciones, pagas extras, gratificación singular y antigüedad.

Además de esto, la compañía se ocupará de gestionar los expedientes y ha accedido a adelantar las cantidades aproximadas que deba percibir cada trabajador por la administración. Para Faubel, se trata de un pacto «satisfactorio» dada la situación de «excepcional complejidad» a la que ha abocado el Covid-19 y ha valorado el hecho de que la compañía garantice el adelanto de las cantidades que corresponden a la administración para «resguardar al conjunto de la plantilla».

En el encuentro de este viernes se ha acordado además de esto crear una ‘Comisión de Seguimiento’ compuesta por 2 representantes del Comité de Empresa y 2 de la dirección de Relaciones Laborales de Ford Almussafes para continuar la «alarmante crisis del coronavirus» de forma periódica, ha apuntado Faubel y solucionar cualquier incidencia que se genere a lo largo de la vigencia del ERTE. Además de esto, mientras que esta situación se conserve, se postergan las conversaciones sobre el ERE extintivo que la dirección había planteado ya antes del estado de alarma, para 410 trabajadores de la planta.

La vigencia de ERTE actual va a ser desde las 22.00 horas del de marzo hasta el momento en que desaparezcan las causas de fuerza mayor que producen este expediente y los trabajadores perjudicados van a ser los empleados del centro de trabajo de Valencia -cuya plantilla asciende a unos siete.400 trabajadores– con salvedad de retirados parciales y los trabajadores en régimen de servicio permanente en Planta Motriz, Departamento de Seguridad y Prevención y Extinción de Incendios.

Los representantes de los trabajadores van a tener prioridad de permanencia en la compañía si de esta forma de manera voluntaria los piden, en otro caso, van a ser incluidos en le ERTE por causa de fuerza mayor que les dejará continuar en la situación de confinamiento decretada por el estado de alarma nacional.

Debido al mismo tiempo preciso para gestionar a prestación por desempleo desde la inscripción hasta su cobro en efectivo, la compañía adelantará una cantidad aproximada a la prestación por desempleo del trabajador en a nómina del mes en que dicho empleado esté perjudicado por la regulación, detrayendo esta cantidad en la nómina pertinente por mes que haya constatado el pago por la parte del organismo oficial.

Conforme el pacto, os empleados perjudicados que tengan pendientes de disfrute vacaciones viejas van a deber consumir exactamente las mismas para reducir o bien eludir su afectación individual por el expediente de suspensión temporal de contratos. También, el documento consultado por Europa Press apuntan que, anterior comunicación a la Autoridad Laboral y al Servicio Público de Empleo Estatal se reducirá el impacto de la suspensión prevista en los empleados perjudicados cuya cualificación profesional deje ofrecerles una ocupación activa a lo largo del periodo de suspensión acordado.

Desde CC.OO. PV, su portavoz José Arocas, ha explicado a Europa Press que han decidido firmar el pacto dada la «situación inusual y de urgencia» que se vive en todo el país, con el propósito de que la plantilla pueda estar «apacible y segura en sus casas y con sus familias». En su opinión, este no es instante de «esconder la cabeza bajo tierra, sino de dar un paso adelante» para que los empleados de la fábrica valenciana no se arriesguen al contagio.

Así, aunque en circunstancias normales no hubieran suscrito el acuerdo, en este instante han valorado que la prioridad es que «la plantilla no vaya a trabajar» para evitar la propagación del Covid-19. Arocas ha comentado también que los delegados sindicales de CC.OO. han pedido estar dentro del ERTE para estar «en las mismas condiciones que el resto de los compañeros».

Por su parte, desde STM, Paco González ha señalado a Europa Press que este sindicato se ha mostrado contrario al acuerdo porque «no se puede condenar a las familias a perder un 20% del salario sin saber cuanto tiempo va a durar». Aunque entienden que la situación de la empresa es «complicada», también lo es la de los trabajadores, ha dicho, y si la empresa se va a ahorrar el 75% de las cotizaciones de los trabajadores a la Seguridad Social, STM considera que una parte de ese dinero podría utilizarlo para incrementar el complemento salarial del 80% al trabajador y «valorar a la plantilla».

En la misma línea se ha pronunciado el portavoz de CGT en Ford Almussafes, Mariano Bosch, quien ha explicado que el sindicato ha decidido no suscribir las condiciones del ERTE porque en esta ocasión, dado que gracias al decreto aprobado por el Gobierno, la compañía se va a ahorrar el 75% de las cotizaciones de los trabajadores a la Seguridad Social, «podría haber hecho un esfuerzo» a fin de que los trabajadores no perdieran el 20% de su sueldo.

Fuente: ABC.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *