Los pájaros prefieren vivir con los ricos



Una investigación único sobre las aves las urbes sudafricanas ha encontrado que las aves prefieren los distritos ricos a los pobres, mas se mudarán generalmente si hay mucho asfalto y cemento. El estudio fue efectuado por un equipo de científicos de la Universidad de Turín, Italia y las Universidades de Urbe del Cabo (UCT) y Witwatersrand, Suráfrica. Sus descubrimientos fueron publicados esta semana en Global Change Biology. El coautor del estudio, el maestro asociado de la UCT Arjun Querer dijo: «Este trabajo es de particular relevancia pues es de los pocos estudios efectuados en un país en desarrollo y el único estudio de este género en África, donde se prevé más urbanización. «Ocurre a una velocidad más veloz que cualquier otra zona del planeta«. Los estudiosos estudiaron la presencia de especies de aves en 22 áreas urbanas de Suráfrica y hallaron que el número de especies presentes aumentó conforme con los niveles de ingresos de los residentes, esto es, cuanto más ricos son los vecindarios, más especies de aves se hallan allá, toda vez que existan, notifica Ep. Aún son suficientes buenos hábitats a fin de que las aves extiendan sus alas. Sin embargo, esto no fue cierto para las áreas enormemente urbanizadas donde la flora ha desaparecido. El llamado «efecto lujo», bien documentado en el planeta desarrollado, asimismo se aplica a áreas urbanas de densidad parcialmente baja en Suráfrica, donde las áreas ricas tienen una mayor diversidad de especies de aves que las que se hallan en áreas menos ricas. Esto es seguramente debido a la mayor inversión en jardines, parques y otros espacios verdes que son puntos calientes de la biodiversidad urbana en los vecindarios más ricos, sin embargo, las aves no tienen hambre por áreas muy urbanizadas, aun cuando tienen habitantes ricos. Es la primera vez que se documenta el «efecto lujo» en las aves para un país africano. Los autores del estudio piensan que estos descubrimientos podrían asistir a configurar la planificación urbana futura en interés de la biodiversidad y la justicia ambiental, particularmente en el planeta en desarrollo que se está urbanizando velozmente. El creador primordial, el maestro Dan Chamberlain, de la Universidad de Turín, dijo: «Este estudio muestra que los suburbios ricos y frondosos tienen más especies de aves y, seguramente, una mayor biodiversidad generalmente, que las áreas pobres de la urbe o bien las áreas que tienen demasiado asfalto y cemento. Los factores que impulsan el ‘efecto lujo’ nos van a ayudar a diseñar urbes más afables con la biodiversidad en el futuro, fomentando de esta forma la justicia ambiental para todos y cada uno de los habitantes urbanos». Los descubrimientos se fundamentaron en un análisis cauteloso de 4 años de datos del Proyecto de Atlas de Aves del África Meridional en una pluralidad de ambientes urbanos, desde las afueras periurbanas hasta los centros urbanos de gran altura, donde el ingreso promedio varió de 1.000 a 30.000 dólares estadounidenses al año conforme el censo sudafricano. Aunque los estudiosos asimismo confirmaron un vínculo predecible entre la cantidad de cobertura urbana de árboles y la diversidad de aves, concluyeron que la cobertura de árboles por sí misma no explica absolutamente el «efecto lujo». Los autores describen a Suráfrica como «una investigación de caso exageradamente valioso» de la relación entre riqueza y biodiversidad debido a la riqueza de especies del país (10 por ciento de las plantas terrestres del planeta y siete por ciento de reptiles terrestres, aves y mamíferos), así como niveles viles de desigualdad de ingresos. Conforme el estudio, «el mantenimiento de espacios verdes en cuando menos una proporción igual al ambiente construido seguramente dará una estrategia de desarrollo que va a mejorar la biodiversidad urbana y, con esto, las ventajas positivos que se manifiestan para los habitantes urbanos».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *