La actividad sísmica en La Palma se intensifica y hay magma bajo la superficie


La zona de Cumbre Vieja, en el sur de La Palma, sigue temblando y mantiene a la isla en alerta amarilla ante la posibilidad de erupción volcánica. En las últimas horas, el Instituto Geográfico Nacional (IGN) apunta a que la deformación de la superficie de 1,5 centímetros de ayer ya es de 6 centímetros, predominantemente vertical, y por sus características revela que hay una entrada de material magmático bajo la isla.

¿Habrá erupción de Cumbre Vieja? Esa es la pregunta que se hacen los vecinos de La Palma que desde el sábado están atentos a las noticias y los canales oficiales por si estos temblores que notan desde hace días son el despertar de uno de los volcanes que dormían bajo sus pies.

Se han localizado más de 100 temblores por hora en la misma zona, y los movimientos sísmicos ya están siendo cercanos, a un kilómetro de profundidad. Hasta el momento se han sentido temblores de magnitud 3,5 y la escalada de intensidad está «acelerada», aunque no se puede pronosticar con seguridad si este enjambre sísmico terminará en erupción en superficie, si se producirá en el subsuelo o si bajará de intensidad e los próximos días.

El proceso se ha intensificado y podría evolucionar «rápidamente» en el corto plazo, advierte el IGN aunque no hay 100% de seguridad de que vaya a suponer una erupción inminente. Ante la posibilidad, el comité científico del Plan Especial de Protección Civil y Atención de Emergencias por Riesgo Volcánico (Pevolca) ha decidido mantener el nivel 2 de alerta, semáforo amarillo, para los municipios de la Cumbre Vieja, concretamente Fuencaliente, Los Llanos de Aridane, El Paso y Mazo.

El presidente del Cabildo de La Palma, Mariano Hernández Zapata, ha indicado tras la reunión del comité científico del Pevolca que no se descarta una «evolución rápida a corto plazo« del proceso de intrusión magmática que se inició el pasado fin de semana en la zona de Cumbre Vieja y que se esperan terremotos «de más intensidad». Se hará un seguimiento de la situación y aunque, según los expertos «no hay evidencias claras de una erupción inminente» hay indicios suficientes como pedir la «máxima atención y máxima colaboración« a los vecinos, sobre todo los de los municipios afectados.

Agacharse, cubrirse y agarrarse

Más de 3.000 terremotos en apenas unos días en La Palma, pero ¿qué hacer en caso cuando sientes un temblor? El Instituto Geográfico Nacional recomienda agacharse, cubrirse, agarrarse y mantener la calma. En caso de estar en interior, alejarse de muebles, ventanas y lámparas, y en el caso de estar en exterior, de edificios, muros y postes de la luz.

Ante una alerta por terremoto, ser previsor puede salvar vidas. En este caso, contar con un silbato, una linterna de dinamo, un botiquín de primeros auxilios, un extintor, una radio con pilas y agua embotellada puede ser crucial.

Los palmeros han tenido que convivir con la actividad de sus volcanes. Los vecinos aún recuerdan la última erupción, la del volcán Teneguía en octubre de 1971, que tras seis días de temblores entró en erupción e hizo crecer la isla con la última erupción en superficie de España.




Fuente: ABC.es .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *