La isla más cosmopolita de las Baleares es homónimo de preciosas calas de aguas turquesas, celebración infinita, entorno boho-chic, agroturismos de capricho y… ¡presupuesto elevado!. Mas no todo en Ibiza deja la cartera medio vacía. Si tienes pensado escaparte a la isla este verano, toma nota de las próximas direcciones, que aparte de ser buenas, bonitas y económicas, tienen un marcado carácter local. La hora de dormir. Además de las ofertas puntuales que emiten los hoteles a lo largo del verano, en Ibiza asimismo puedes localizar pequeñas joyas a buen coste, como el cautivador Hostal Cala Moli (www.calamoli.com, doble desde 95 a 125€) Ubicado al lado de la cala homónima, cuenta con 8 habitaciones con terraza, hamacas repartidas por el jardín, piscina y unas estupendas vistas sobre la costa y el atardecer. Asimismo alardea de panorámicas inusuales el Hostal La Torre, (www.hostallatorre.com, doble desde 47,50 a 120€), abierto en el cabo Negret desde los años 60. Hallarás entorno desenfa¬dado, 17 habitaciones a buen coste y la conocida puesta de sol de la isla. A la mesa. ¿Crees imposible comer bien en Ibiza por menos de 20 euros? Quizá no conozcas direcciones como Bar San Juan (c/ Guillem de Montgrí, ocho), un indispensable del puerto de Ibiza cuya cocina casera de raciones desprendidas es muy popular, con lo que tal vez te toque aguardar para sentarte a la mesa. Asimismo son generosísimos los platos servidos en Es Pins (Tel: 971 325 034, Crta. Ibiza – Sant Joan, km. 14) Su pan acompañado de alioli es renombrado en la isla y su recetario tradicional incluye paella, arroz con matanza y guiso de pescado. Asequible y mítico por igual es Ca n’Anneta (Pza. de la Iglesia, s/n Tel: 971 335 090), ubicado en Sant Carles de Peralta. Hallarás ensaladas, platos combinados, tapas y su renombrado licor de yerbas, aparte de exquisitas porciones de flaó y greixonera, los postres tradicionales de la isla. Para amantes de la barbacoa nocturna, el Bar Perro Berri (www.barcanberri.com), aparte de ofrecer un exquisito jardín con vistas a la iglesia de Sant Agustí y una carta con originales propuestas internacionales, sirve buenas carnes acompañadas de ensalada ibicenca. ¡No te pierdas su granizado de café caleta! La copa. Prolongar la jornada pasada la madrugada no tiene por qué razón ser costoso en Ibiza si uno no tiene adicción a los locales con reservados. Una buena prueba de ello es Tira Pallá (c/ Santa Lucía, ocho), un tradicional del distrito de la Marina de Ibiza cuyos costos para mortales combinan con unas envidiables vistas a Dalt Vila. En Santa Eulalia sobresale Guarana (www.guaranaibiza.com), donde los fines de semana hallarás música en vivo con bandas de funky, reggae y RnB. En Sant Antoni de Portmany, déjate caer por Villa Mercedes (www.villamercedesibiza.com), con vistas a la marina y actuaciones en vivo, o bien por Golden Buddha (Calle de Santa Rosalia, 35) que, aparte de alardear de servir de los mejores mojitos de la isla, es un genial local lugar desde donde ver la conocida puesta de sol de Ibiza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *