Parece que fue el día de ayer cuando se estrenó, mas Google ha empezado a festejar los 15 años de existencia de su herramienta Google Earth. Un servicio digital con el que se puede ver La Tierra desde los ojos de un astronauta y explorar cualquier sitio del planeta desde el satélite a través de fotografías aéreas y recreaciones virtuales de edificios. Ofrece un sinfín de detalles, aun como herramienta académica.

Google Earth tiene sus raíces en EarthViewer 3D, un sistema creado por la compañía Keyhole Inc originalmente para la CIA que fue comprado por Google en 2004 y que le sirvió a la compañía estadounidense para lanzar su herramienta por año siguiente. «Si Google Maps te ayuda a localizar el camino, Google Earth te ayuda a «perderte», asegura Google sobre su herramienta en un comunicado coincidiendo con el 15 aniversario de la plataforma.

Han sido muchos los descubrimientos.
Entre los usos más señalados que se le han dado a esta herramienta a lo largo de sus 15 años de historia se halla la contestación a los desastres naturales como el huracán Katrina en el año 2005, como ha recogido Google. La Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA) de los USA empleó Google Earth para poner a predisposición imágenes actualizadas de las áreas perjudicadas para respaldar los sacrificios de rescate, las operaciones de ayuda y entender mejor el impacto del huracán.

Reunió a una familia separada
Otro de los casos más señalados de empleo de Google Earth fue el de Saroo Brierley, que fue separado accidentariamente de su familia en la India a los 5 años y terminó en un orfanato. Esta historia se amoldó al cine en la película «Lion». Ya adulto, tras ser adoptado por una familia en Australia, trazó meticulosamente su viaje de regreso a casa usando las imágenes por satélite de Google Earth. Pudo de esta forma reunirse con su madre biológica en 2011, tras 25 años de separación.

Vistar el hogar a lo largo de la pandemia de Covid
Uno de los usos más recientes de la plataforma ha tenido sitio a lo largo de la crisis del coronavirus en el país nipón. En este país, un elevado número de personas visitan sus pueblos de origen a lo largo de la Semana Dorada, algo que fue imposible este año. Para asistir a combatir la añoranza, un conjunto de habitantes de la urbe de Morioka decidió crear un viaje virtual de Google Earth, que dejó a la gente coger virtualmente el tren bala hasta la estación de la localidad y visitar sus rincones.

Campos de presos en Corea del N.
Mas alén de ser un mero entretenimiento, Earth ha servido en todos estos años como una plataforma interesante para efectuar descubrimientos sorprendentes. Y las anécdotas son muchas y variadas. En una ocasión, por poner un ejemplo, sirvió para descubrir un campo de presos en la siempre y en toda circunstancia enigmática y hermética Corea del N..

Yacimientos arqueólogicos nuevos
Activistas de derechos humanos y «bloggers» han empleado el programa de Google, concebido para la recreación, la educación y la mercadotecnia, y lo aplicaron en los mapas del país. El resultado fue llamativo: se desveló un sistema de docenas de campos de presos que se extienden por el territorio. Nada menos que 250.000 presos políticos y sus familias trabajan por raciones de comida en los campamentos de montaña, conforme estimaciones de conjuntos internacionales de derechos humanos.

El sistema de imágenes en 3D Google Earth puede servir como un recurso de apoyo para quienes trabajan en arqueología. En 2011, el arqueólogo australiano David Kennedy aseguró que se apoyó en Google Earth para encontrar dos.000 nuevos yacimientos en torno a Arabia Saudita, una hazaña. Para esto, examinó exhaustivamente los mapas de la zona a través de este sofware satelital para más tarde pedir la ayuda de unos colegas a fin de que, ya sobre el terreno, se asegurasen del descubrimiento.

Una estrella de David en un aeropuerto
Merced a una imagen lograda con Google Earth, se descubrió en 2010 que sobre sus cabezas, en el techo del edificio, había una enorme estrella de David -símbolo identitario del judaísmo- en el aeropuerto de la ciudad de Teherán (Van a ir). Como era de aguardar, los funcionarios que trabajan allá solicitaron que el símbolo fuera retirado. Curiosamente, la verdad es que la construcción fue construido por ingenieros israelíes, mas absolutamente nadie parecía conocer la existencia de la estrella en el techo. Tras ese descubrimiento, los vecinos criticaron este acontencimiento.

Extraño dibujo en el desierto de Gobi
La herramienta asimismo ha servido para estrenar nuevos misterios. En 2011, se decubrieron unas extrañas formas geométricas en el desierto chino de Gobi. Eran unos grandes dibujos del que absolutamente nadie sabía su procedencia. Por año siguiente, se aseguró que se trataba de una enorme línea de ocho quilómetros formada por enormes cuadrados en el oeste del país. Eso destapó las teorías sobre la existencia de seres extraterrestres, si bien especialistas italianos afirmaron que se podía deber a los prospecciones que el Gobierno chino ha efectuado en la zona, donde puede haber sepultadas más de un millón de toneladas de níquel.

Un pedazo de la muralla perdida de China
Hablando de China, hace 3 años se descubrió que un fragmento de la enorme Muralla China, de una extensión de 100 quilómetros, llegaba alén de las fronteras del país. Se trataba de una sección «perdida» de esta pasmante fortificación. La parte descubierta por británico William Lindesay y su equipo aparecía por última vez en un atlas del siglo XII, al lado de las batallas de Genghis Khan.

Un monumento más viejo que las pirámides
En 2014, un equipo de arqueólogos encontraron en Israel un monumento de piedra, en forma de media luna, cuya construcción se remontaría a hace más de cinco.000 años. La construcción está situada a unos 13 quilómetros al nordoeste del Mar de Galilea, y tiene unas dimensiones notables, con una longitud de unos 150 metros y un volumen de 14.000 metros cúbicos. Los restos de porcelana encontrados en las excavaciones próximas están fechadas entre los años 3050 y 2650 a. C., con lo que el monumento podría tener una antigüedad superior a las pirámides de Egipto o bien a la estructura de Stonehenge.

Muchos desnudos
No podían faltar los descubrimientos subiditos de tono. Han sido mayoritarios y abundantes. Durante los diez años de Google Earth ha habido de todo. Desde mujeres tomando el sol en sus terrazas, nudistas o bien en sus jardines. Exactamente, estos descubrimientos han levantado la polémica sobre aspectos relacionados con la privacidad.

Fuente: ABC.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *