Un conjunto de científicos se ha propuesto crear una película con los sueños de una persona. No va a ser algo inmediato, mas se fundamenta en una serie de tecnologías anteriores que dejan meditar en esa posibilidad. De entrada va a ser un vídeo tosco que utiliza la actividad de una persona a lo largo del sueño para reflejar en la pantalla los movimientos, los diálogos e inclusive las imágenes que percibimos mientras que dormimos. Daniel Oldis, miembro de la Asociación Internacional para el Estudio de los Sueños y autor del libro The Lucid Dream Manifesto, trabaja con David M. Schyner, en la Universidad de Texas en Austin, para registrar los movimientos y los diálogos que tenemos en nuestros sueños, notifica Tendencias 21. David Schnyer es maestro en el Departamento de Sicología y en el Instituto de Neurociencias de la citada Universidad. Su investigación se centra en la neurociencia cognitiva de los procesos mentales y, entre otros muchos trabajos, ha examinado los impulsos inquietos que mueven los músculos mientras que dormimos. En 2017 los dos desarrollaron una investigación para registrar los movimientos de una persona mientras que dormía. Valiéndose de la electromiografía (EMG), que valora a través de electrodos en la piel la actividad eléctrica de los músculos y nervios, los dos lograron crear un vídeo en el que un avatar reproduce los movimientos del yacente. En 2018, Oldis dio un paso más y reconstruyó los diálogos de otra persona mientras que dormía, valiéndose asimismo de la electromiografía, desde los movimientos de los músculos de la cara y el cuello. No fue un registro completo de los diálogos pues no todo pudo descifrase, mas las investigaciones en este campo prosiguen en marcha. Imágenes, una hipótesis El próximo paso, registrar las imágenes que percibimos a lo largo del sueño, aún es una hipótesis. La esperanza se fundamenta en los científicos nipones que han desarrollado una red neuronal capaz de leer lo que una persona tiene en su mente y, además de esto, de reflejarlo en una pantalla, tal y como notificamos en otro artículo. Para confirmar que es posible reflejar en una pantalla las imágenes que percibimos en los sueños, Oldis ha reunido a veinta estudiosos, entre aquéllos que se hallan neurobiólogos, científicos y sicólogos del sueño, que pertenecen a diferentes instituciones académicas y de investigación de diferentes unas partes de USA. El propósito de este equipo es crear la primera película de un sueño humano y lo procurarán este verano registrando simultáneamente el movimiento, los diálogos y las imágenes de múltiples voluntarios mientras que duermen. Imitando a los nipones En esa experiencia, emplearán un sistema afín al de los científicos nipones para reconstruir las visiones de un sueño lúcido, en el que el soñador tiene el control y la conciencia de lo que sueña. Esto dejará a los estudiosos decirle al soñador qué soñar y revisar si el movimiento, los diálogos y las imágenes que se graban, coinciden o bien no con lo que el voluntario ha soñado verdaderamente. La intención es modesta: conseguir un vídeo básico de lo que experimenta una persona mientras que duerme. En el caso de que el proyecto tenga éxito, va a ser un primer paso para avanzar en el conocimiento del planeta de los sueños, que aún guarda muchos secretos para la ciencia. Van a hacer falta más de 10 años, en el caso de éxito, a fin de que la tecnología de grabar los sueños se aproxime a lo que hemos visto en la ciencia ficción, abriendo entonces nuevas posibilidades terapéuticas y un sinfín de cuestiones morales. La historia la cuenta Medium, un servicio de publicación de weblogs creado por los cofundadores de Twitter, Evan Williams y Biz Stone. En una reciente edición, se incluye una entrevista a Oldis que ha tenido extensa influencia mediática. Más información en Tendencias 21

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *