La policía de la ciudad de Londres deseaba conocer la eficiencia del sistema de reconocimiento facial que emplea desde el 2016 para identificar a posibles delincuentes a través de las miles y miles de cámaras de videovigilancia instaladas en las calles, mas las conclusiones del primer estudio independiente que ha encargado para valorar la eficacia de su tecnología son desalentadoras: es impreciso en el 81% de las ocasiones, conforme la gaceta MIT Technology Review. Este resultado no solo forma un golpazo para el equipamiento empleado, sino más bien asimismo para cualquier acusación que se base en ella, que hace realmente posible que un tribunal lo declare ilegal si resulta impugnado.

El informe concluye que, de 42 casos investigados, solo en ocho la identificación fue adecuada

Hace 3 años, la policía londinense adquirió la tecnología Neoface, propiedad de la compañía nipona NEC. El encargo de evaluación del sistema correspondió a profesores de la Universidad de Essex. El estudio universitario apuntó que, de 42 casos investigados, tan solo ocho de ellos pudieron ser confirmados como adecuados, conforme desveló la cadena Sky News.

La policía asegura que su sistema marcha y que solo falla en uno de cada 1.000 casos

A pesar de que el estudio independiente deja en mal sitio la tecnología de reconocimiento facial empleada, la policía de la ciudad de Londres aseguró que el sistema funciona de forma adecuada, si bien aceptan que puede cometer un fallo cada 1.000 casos. Esto representaría un 0,1% de margen de fallo. Entre este porcentaje y el del estudio independiente hay un abismo. La polémica, y los posibles recursos a los tribunales, quedan abiertos tras la publicación del estudio.

En las calles de la ciudad de Londres hay 627.000 cámaras y cara el año 2025 va a haber un millón

Los británicos son los ciudadanos más observados del mundo. Se estima que en todo el país hay más de 4 millones de cámaras de vigilancia de circuito cerrado (CCTV), una cámara por cada 14 habitantes. En Londres, la proporción es enorme. Una investigación de CCTV.co.uk señala que a lo largo de este año la capital británica alcanzará una cantidad de 627.000 cámaras instaladas en sus calle. Cara el año 2025, la previsión es que haya un millón de cámaras para observar los movimientos de los transeúntes.

Un ciudadano que haga negocios en la ciudad de Londres es captado en un día por unas 300 cámaras

Ese número tan elevado de dispositivos hace imposible que la identificación dependa de personas. Por esta razón, los sistemas tecnológicos de reconocimiento facial son la esperanza de las fuerzas policiales. Estas cantidades tan elevadas implican que, cualquiera que haga el día de hoy negocios en la ciudad de Londres con desplazamientos normales en su actividad va a ser captado por diferentes cámaras de videovigilancia cerca de 300 veces al día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *