Los efectos del conocido virus con origen chino asimismo se han hecho apreciar entre los inversores. La preocupación de que el coronavirus pueda extenderse a nivel global ha ocasionado una desaceleración en el apatetito de peligro de los inversores. Si bien la OMS (OMS) ha aclarado que el brote es solo una “emergencia en China”, muchos prefieren resguardarse de la inestabilidad. El banco suizo Julius Baer aconseja invertir en ámbitos vinculados con la atención médica y también internet, que están menos expuestos y podrían ofrecer a los inversores cierta protección a la baja. Las compañías farmacéuticas son la mejor apuesta puesto que pueden verse favorecidas por la propagación de este virus, apuntan los especialistas de IG Markets España. “Estamos inclinados a adquirir por debilidad en el mercado de valores en esta etapa”, ha sostenido Mathieu Racheter, estratega de Julius Baer.Desde la primera detección, múltiples índices bursátiles, como el CSI 300 y el Hang Seng, han caído un tres con seis% y un tres con nueve%. Conforme las estimaciones de IG Markets, los inversores están a la espera de la publicación de los datos de actividad y se toman de forma positiva que el BCE vaya a continuar sosteniendo las clases bajos. En un corto plazo, Julius Baer ha sostenido que la Bolsa china podría continuar siendo volátil en el caso de un mayor deteriodo de la epidemia, singularmente por el peligro que implica el turismo que produce el Año Nuevo chino. “En el caso de un mayor deterioro de la epidemia, las poblaciones vinculadas al turismo y el consumo van a ser las más afectadas”, ha valorado el encargado de investigación de Julius Baer, Christian Gattiker.El transporte y las actividades recreativas en espacios compartidos van a ser las más perjudicadas puesto que el coronavirus se contagia como cualquier otro virus de constipado, por medio de la tos y los estornudos. La directiva de análisis de WisdomTree, Aneeka Gupta, resalta que “las líneas aéreas como China Southern tienen más probabilidades de estar expuestas, puesto que representan la mayor cuota de mercado (38%) por capacidad de asientos”. Los usuarios optarán por quedarse en casa, con lo que probablemente la epidemia afecte de forma negativa a las tiendas, parques, restoranes y cines. Al eludir los lugares frecuentados, el reparto de comida, los comestibles envasados y los minoristas de comestibles van a ser los más favorecidos por el comportamiento cauteloso de los ciudadanos.El brote no dañará las perspectivas de crecimiento a largo plazo de la economía china a lo largo de 2020, o bien cuando menos eso espera la analista de Wisdom Tree. De las 74 empresas del índice bursátil más esencial de U.S.A., el S&P 500, el 67,6% ha superado las esperanzas. Los mercados chinos se han mantenido cerrados por el Año Nuevo Chino, con lo que se ignoran las referencias del gigante asiático. Por su lado, las acciones niponas acabaron un tanto más altas en una sesión en la que los inversores apostaron por empresas farmacéuticas, notifica IG Markets. El nuevo coronavirus es un 80% afín al virus del síndrome respiratorio agudo y grave (SARS) que provocó un brote entre 2000 y 2003 si bien sus daños fueron de mayor calado. El brote de SARS mató a 773 personas y condujo a una reducción del 15% en los índices del mercado en ese instante. No obstante, la tasa de mortalidad del coronavirus es menor, de 26 fallecidos de los 887 contagiados. En España, Sanidad ha descartado este viernes los 2 casos en estudio en España.

Fuente: larazon.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *