La Comisión de Industria, Comercio y Turismo del Congreso de los Miembros del Congreso de los Diputados ha rechazado este martes una propuesta del Conjunto Parlamentario Popular (GPP) en la que instaba al Ejecutivo, entre otras muchas medidas fiscales de apoyo al ámbito de la automoción, a eliminar el impuesto de matriculación.

En su propuesta, rechazada por 17 votos en contra -entre ellos, de Partido Socialista y Podemos-, 14 a favor -de Partido Popular y Vox y 2 abstenciones -Cs y ERC-, el GPP planteaba instar al Gobierno «a aprobar un bulto de medidas fiscales de apoyo al ámbito de la automoción que incentive la retirada de los automóviles más viejos y su substitución por automóviles nuevos, más seguros y menos contaminantes».

«El Covid ha tenido un fuerte impacto en el ámbito y las perspectivas para 2021 tampoco son muy halagadoras. Se sostienen limitaciones al turismo y una fuerte caída de la renta, lo que afecta de manera directa al ámbito de la automoción», ha argumentado la miembro del Congreso de los Diputados popular Tristana Moraleja. Para este año, la patronal automovilística Anfac prevé que las ventas de turismos ronden las 925.000 unidades, un ocho% más que en 2020 mas lejísimos todavía de los niveles que considera normales para España, con un retroceso del 26% con respecto a 2019.

Entre las medidas que planteaba el Partido Popular resalta la eliminación del impuesto de matriculación, «que va a ser compensada con un impuesto medioambiental que se implantará de forma gradual y tras un periodo transitorio». Dicho tributo «gravará solo a los automóviles menos seguros y más contaminantes, para favorecer la renovación del parque automovilístico».

Asimismo pedía la aprobación de ayudas directas a la adquisición de nuevos automóviles de cero o bien bajas emisiones, mayores si se acompaña de la retirada de un vehículo de más de diez años o bien la exención en el IRPF de las ayudas recibidas en los planes de movilidad sustentable. Del mismo modo, solicitaba la ampliación de las bonificaciones en el Impuesto de Circulación a los automóviles eléctricos y también híbridos, como la posibilidad de amortizar de forma acelerada las inversiones en automóviles eficaces para las flotas.

La propuesta era complementaria a la ofensiva parlamentaria que, ya antes de la Semana Santa, procuró dejar sin efecto la subida del impuesto de matriculación, desde el 1 de enero, por la llegada de unas nuevas pruebas de emisiones, más exigentes. A inicios de marzo, el Partido Popular registró en el Senado una proposición de ley para alterar los tramos del impuesto de matriculación y que «se deje sin efecto el perjuicio que se está ocasionando al ámbito por el aumento de este impuesto». La proposición procuraba materializar la voluntad expresada por el pleno del Senado, que apoyó mayoritariamente una petición del GPP el miércoles 24 de febrero. Solo el Partido Socialista se enrocó entonces en sostener la subida.

«Propuestas contradictorias»
Por la parte del Partido Socialista, la miembro del Congreso de los Diputados Ángeles Yerra ha acusado al Partido Popular de presentar «propuestas contradictorias», asegurando que el Ministerio de Transición Ecológica «ya tiene programas de ayudas directas para los automóviles eficaces, como el Moves II, y prontísimo va a entrar en vigor el Moves III». Asimismo ha recordado que el Ejecutivo aprobó, en el primer mes del verano del año pasado, un plan de impulso a la cadena de valor del ámbito de la automoción. En tal plan, el Gobierno se comprometía a abordar una reforma integral de la fiscalidad sobre automóviles en coordinación con las Administraciones Territoriales (Impuesto de Circulación y también Impuesto de Matriculación) en el periodo 2021-2024.

Roser Profesor, de Unidas Podemos, ha afirmado que el «impuesto de matriculación es un tributo demandado a los Municipios y abordan las modificaciones -está transferido a las Comunidades Autónomas- y ha asegurado que el impuesto de Sociedades ya contempla la amortización acelerada de las inversiones. Mientras que, la miembro del Congreso de los Diputados de Ciudadanos María Carmen Martínez ha considerado que «la automoción precisa un plan de apoyo al sector», mas se ha desmarcado tras la presentación de una enmienda «con cincuenta puntos» por la parte del GPP. En lo que se refiere a Vox, la miembro del Congreso de los Diputados Mireia Borrás ha propuesto una reducción del Impuesto sobre el Valor Añadido a los automóviles más eficaces si bien ha ratificado la propuesta de establecer un impuesto al empleo del vehículo, «con bonificaciones para las familias numerosas».

Fuente: ABC.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *