el árbitro del Túnez-Mali pita tres finales de partido y no acierta en ninguno


Pese a que solo han transcurrido cuatro días desde el inicio de la Copa África celebrada en Camerún, la primera polémica ya ha hecho acto de presencia. Ocurrió en el Túnez – Mali celebrado este mediodía, un duelo que finalmente se llevaron los visitantes por 0-1. En el minuto 85, sin previo aviso, el colegiado zambiano Janny Sikazwe optó por pitar el final del partido, cuando los tunecinos estaban volcados en ataque en busca del empate. Incrédulos, los del norte de Africa fueron a pedirle explicaciones al árbitro, que asumió su error y reanudó el duelo. Cuando el balón llevaba solo unos segundos rodando, le sacó una roja directa a un jugador de Mali.

La cosa fue a más y solo cuatro minutos después, en el 89, Sikazwe volvió a hacer sonar su silbato antes de tiempo, sin añadido, pese a que en la segunda parte se habían dado hasta nueve cambios, dos penaltis, un gol y la mencionada expulsión.

El banquillo de Túnez saltó como un resorte y tanto jugadores como el cuerpo técnico acorralaron al africano para pedirle explicaciones. Mientras, los malienses aplaudían la decisión, aliviados por el final del partido y con los tres puntos en el bolsillo.

Furioso, el equipo de Túnez se fue a los vestuarios sin saber que al esperpento aún le faltaba un último acto. Sikazwe, ante las protestas, decidió hacer volver a ambos equipos para acabar el partido por todo lo alto, haciendo que se jugase el descuento aunque solo Mali saltó al campo. Finalmente, tanto él como sus asistentes tuvieron que ser escoltados por la policía fuera del terreno de juego.




Fuente: ABC.es .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *