Los efectos de la “borrasca Gloria” dejan una estampa muy invernal en casi toda la Península, en especial por la zona del Mediterráneo, dejando a su paso fuertes vientos, lluvia y nevadas en cotas bajas. Y, si bien se prevé que en los próximos días el temporal comenzará a remitir poquito a poco, resulta obvio que el hielo y la nieve se han hecho patentes en la calzada complicando, en mayor medida, la conducción.

Estos hechos fortalecen la necesidad y obligación de poner las cadenas a los neumáticos para poder deambular de forma segura por ciertas zonas; no obstante, solo el 36% de los habitantes de las grandes capitales españolas asevera saber hacerlo. Dichos resultados han sido extraídos de la VI Radiografía de los Hábitos de Movilidad de los Españoles del Foro de discusión de Movilidad 2019, promovido por Alphabet, compañía de renting, administración de flotas y movilidad corporativa, efectuada a cinco.000 personas.

Pese a este porcentaje, la cantidad ha aumentado tres puntos respecto al año pasado, probando que son cada vez más los conductores que se preocupan por cumplir con las medidas de seguridad vial. Del estudio se concluye que son los pamplonicas (48,4%) quienes aseveran tener un mayor conocimiento sobre el montaje de cadenas, seguidos de los zaragozanos (48%), ovetenses (46,5%) y logroñeses (42%). En medio de la tabla hallamos a valisoletanos (41%) que adelantan a bilbaínos (40%), barceloneses (39,7%), coruñeses (39,4%), madrileños (39%), valencianos (37%), santanderenses (36%), murcianos (31%) y toledanos (30,5%). Por el lado contrario, los habitantes de las Palmas de Gran Canarias (20%) y de la capital de Sevilla (21%) son los que admiten tener mayor desconocimiento sobre de qué manera poner las cadenas en su vehículo, seguidos de los pacenses y palmenses, con un 25% y un 27,5% respectivamente.

En lo que se refiere a los rangos de edades, podemos destacar que los mayores de 61 años son el ámbito de la población más familiarizado con el montaje de cadenas, colocándose por delante de las personas que tienen entre 46 y 60 años (29%) y entre 31 y 45 años (32%). Son los conductores más jóvenes (con edades comprendidas entre los 18 y los 30 años) aquellos que ignoran en mayor medida el empleo de este accesorio, pues solo el 30% sabe ponerlo apropiadamente.

Este estudio, que ha cumplido su VI aniversario y que está impulsado por Alphabet, tiene como propósito investigar, examinar y propagar los hábitos, inquietudes y necesidades de desplazamientos de los ciudadanos españoles, deja a la industria, a las compañías del ámbito y a la Administración Pública ofrecer nuevas soluciones que optimen la movilidad de los ciudadanos.

De qué manera poner las cadenas y conducir sobre nieve
Para poner las cadenas es esencial haberlo ensayado de antemano puesto que llegado el momento «es posible que no sepamos hacerlo», conforme explica Jose Luis Durán, ingeniero del Centro Técnico de SEAT. Lo más esencial es que cada una de ellas esté bien desliada, sin nudos. Primero se pasa tras el neumático, y cuando está bien desplegada se levantan los extremos del anillo interior y se anudan por la parte superior del neumático. Entonces hay que ir centrándola por delante, cerrarla, tensarla al límite y anudar el cabo excedente.

Hay que escoger las cadenas adecuadas. Hay que saber cuál es la conveniente para nuestro neumático. Hay de múltiples tipos: las de eslabones de acero, que garantizan buena tracción en nieve, son durables y resistentes, y las textiles, compuestas y tipo araña, que asimismo tienen buenas posibilidades y son aún más simples de montar. Asimismo hay que tener claro que se deben poner «siempre al toparnos con la nieve», jamás ya antes.

En invierno es esencial repasar el nivel de líquidos. Esencialmente el del aceite, refrigerante de motor y limpiaparabrisas. Hay que prestar singular atención a este último, en tanto que no sirve cualquier cosa. En verdad, conforme explica Durán, «mucha gente usa agua para rellenar el depósito», lo que en invierno puede conllevar inconvenientes en tanto que el agua puede congelarse y, por ende, «congelar asimismo el cristal o bien el sistema de funcionamiento del limpiaparabrisas». Lo adecuado es emplear líquidos concretos.

Al encender el aire acondicionado conseguimos que se seque el aire y que, por consiguiente, no se empañen los cristales. Tenerlo encendido no es incompatible con lograr una temperatura cálida, va a bastar con regular el termostato. Eso sí: es conveniente emplear la función «AUTO», en tanto que de esta manera el torno va a funcionar en su punto inmejorable y evitará un exceso de consumo de comburente.

Por último, en esta temporada es esencial llevar en el vehículo ropa de abrigo. Mantas, impermeables, gorros o bien guantes jamás sobran. Y el depósito de gasolina lleno.

Ficha de la encuesta de Alphabet
Universo: ciudadanos de las 17 primordiales capitales españolas de todas y cada una de las Comunidades Autónomas (salvo en el caso de Extremadura, en el que en vez de Mérida se ha efectuado el estudio en Badajoz) y las áreas metropolitanas de la capital de España y Barna.

Muestra: cinco.000 entrevistas. Fallo muestral: ±1.41% para datos globales (cinco.000n), p=q=0,5 y un intervalo de confianza del 95.5% (2s).

Data del trabajo de campo: julio – octubre 2019.

Técnica de trabajo de campo: On-line por medio de panel de navegantes.

Perfil del entrevistado: 49,8% hombres, 50,2% mujeres. Edad: 19,1% 18-30; 34,5% 31-45; 30,6% 46-60; 15,7% 61+. Perfil delimitado asimismo por campo geográfico, nivel de estudios y miembros del hogar.

Estructura de la muestra: La muestra ha sido configurada siguiendo criterios geográficos y de edad de los entrevistados.

Fuente: ABC.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *