Agentes de la Policía Nacional han detenido a 24 personas –e investigado a otras 9- por compartir pornografía infantil por medio de una famosa red social. 2 de los detenidos eran madre y también hijo, siendo la madre la autora de los hechos y su hijo quien la asistía a compartir los contenidos, dados sus escasos conocimientos informáticos. A lo largo de las pesquisas se detuvo un par de veces a uno de los investigados al advertirse, tras su primera detención, que había creado nuevos perfiles en internet social para proseguir cometiendo los hechos. 4 de los detenidos eran menores en el instante de la detención y el más joven tenía 14 años. Los arrestos han tenido sitio en Alicante (1), Asturias (cuatro), Barna (cuatro), Badajoz (1), Cantabria (1), Castellón (1), Córdoba (1), Granada (1), la capital española (seis), Málaga (1), Navarra (1), Salamanca (1) y Lérida (1). La cooperación con la red social ha sido esencial, puesto que a través de los cauces de colaboración existentes se comunicó a la Unidad Central de Ciberdelincuencia la existencia de múltiples personas que estarían intercambiando pornografía infantil usando exactamente la misma. Merced a las gestiones efectuadas fueron identificadas las personas que habían creado los perfiles con los que se habían compartido los ficheros de contenido pederasta. Además de esto, se hicieron abundantes registros domiciliarios en los que los agentes encontraron una ingente cantidad de rastros, material informático y miles y miles de ficheros, vídeos y fotografías relativas a menores que eran víctimas de abusos sexuales. 24 detenidos con perfiles muy variados En la urbe de Alicante se detuvo a un hombre de 28 años que tenía en su poder de miles y miles de ficheros de contenido pederasta clasificados conforme la conducta sexual que se veía en las imágenes. Además de esto, creaba su pornografía infantil introduciendo en las imágenes las caras de familiares suyos, asimismo menores. En Asturias se efectuaron otras 4 detenciones, resaltando la de una mujer colombiana de 39 años que había intercambiado material pederasta con ayuda de su hijo, de 19 años y asimismo detenido, que le daba soporte informático, dados los escasos conocimientos que tenía la madre y teniendo conocimiento de las acciones ilegales de su progenitora. Otras 4 personas fueron detenidas en Barna, entre ellas un hombre de 47 años que, aparte de la red social, empleaba una aplicación de correo instantánea para intercambiar material pederasta con personas de su confianza. Otra de las detenciones efectuadas en Barna, fue la de un ciudadano mexicano de 61 años que se hacía pasar por una pequeña a fin de que pederastas de todo el planeta le remitieran imágenes relacionadas con pornografía infantil. En Badajoz asimismo se detuvo a un estudiante de 18 años que accedía a conjuntos cerrados de pederastas, en especial protegidos y con estrictas medidas de seguridad, para eludir que los agentes pudiesen advertirle. Utilizaba conexiones wi-fi ajenas Por otro lado, el detenido en Cantabria, un hombre con escasos conocimientos informáticos, empleaba un disco duro externo para guardar el material porno que se descargaba y, ahora, lo guardaba en carpetitas ocultas o bien camufladas bajo otros nombres que pudiesen pasar inadvertidos. En contraposición, el detenido en Castellón era un hombre de 45 años que tomaba numerosas medidas de seguridad. Usaba un potente hardware para piratear conexiones wi-fi extrañas y, además de esto, empleaba frecuentemente para navegar una red que le daba anonimato. En Córdoba fue detenido un hombre que mandaba pornografía infantil a una mujer residente en un pueblo próximo sin que se lo pidiese y, a cambio, le solicitaba fotografías de su hijo de 8 años desnudo. De forma afín actuaba el detenido en Granada que remitió a una posible menor, residente en México, múltiples vídeos y una fotografía con contenido pederasta para con la pretensión de que le remitiese fotografías íntimas. Creaban nuevos perfiles en internet social En el operativo asimismo fueron detenidas otras 6 personas en la capital española, entre aquéllas que resalta un hombre que guardaba en la nube todo el contenido delictivo que tenía. Los agentes hallaron rastros de su distribución por medio de una aplicación de correo instantánea, aparte de hacerlo por medio de la red social. Por otro lado, 2 de los detenidos habían empleado múltiples perfiles tras la supresión de sus cuentas por la parte de la red social siendo detectado su empleo para actividades ilegales. Por tal motivo, uno de ellos fue detenido un par de veces, al advertir los agentes que había creado nuevos perfiles, tras ser detenido la primera vez, para proseguir cometiendo la actividad ilegal. En Málaga resultó detenido un menor que aceptó haber llevado a cabo los hechos investigados desde múltiples teléfonos móviles como medida de seguridad. El resto de las detenciones se hicieron en Navarra y Salamanca. Para finalizar, los agentes detuvieron en Lérida a un varón de 66 años. Además de esto, hubo investigados en Guipúzcoa, Lugo, Málaga, Sevilla y Vizcaya. A lo largo de la operación se ha intervenido abundante material con contenido pederasta guardado en 7 tablets, 6 discos duros externos y 13 internos, 33 teléfonos móviles, 12 memorias usb, 11 tarjetas de memoria y 14 ordenadores portátiles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *