Un equipo de estudiosos estadounidenses ha descubierto un nuevo modo de locomoción en las víboras que les deja ascender sin inconvenientes largos tubos planos. Este comportamiento inopinado, jamás visto previamente, ha sido descubierto en una suerte de la isla de Guam, en la Micronesia. Merced al nuevo movimiento, afín a un nudo, este ofidio es capaz de escalar por un poste eléctrico e inclusive provocar cortes en el suministro.

Locomoción de nudo – Tom Seibert, Universidad Estatal de Rojo

Desde hace 100 años, las formas en las que las víboras se arrastran se categorizan en cuatro: serpentín, el movimiento más propio por el que la víbora mueve su cuerpo sinuosamente; concertina, que implica la contracción del cuerpo como muelle o bien acordeón; desplazamiento lateral o bien de costado, propio de las especies que habitan el desierto para disminuir al mínimo las zonas de contacto con la arena ardiente; y rectilíneo, propio de especies grandes y grandes que se arrastran on line recta.

Mas la víbora arbórea cobrizo muestra una quinta parte género de locomoción hasta el momento ignota, conforme explican los autores del estudio en la gaceta «Current Biology». El descubrimiento fue un resultado inopinado de un proyecto dirigido por un equipo de la Universidad de Universidad Estatal de Rojo para resguardar los nidos de estorninos en la Micronesia, una de las 2 únicas especies forestales nativas que todavía quedan en Guam.

La víbora arbórea cobrizo, que es nocturna, ha diezmado las poblaciones de aves en la isla, donde fue introducida accidentariamente a fines de la década de 1940 o bien principios de los 50. El animal ha ocasionado grandes daños y es quien se encarga de abundantes cortes de energía en toda la isla de año en año.

El equipo procuraba emplear un deflector de metal de un metro de largo para eludir que estas víboras treparan a las cajas nido de las aves. Estos deflectores han sido empleados por los observadores de aves para sostener a otras víboras y mapaches distanciados de los pájaros. Mas el nuevo estudio sugiere que para esta especie eso no es un obstáculo.

Los estudiosos observaron en vídeo de qué manera una víbora formaba lo que parecía un nudo alrededor del tubo y movía su cuerpo cara arriba. Los biólogos quedaron tan sorprendidos que «casi nos caemos de la silla», conforme aceptan mismos. «Vimos esa una parte del vídeo unas 15 veces», acepta el coautor Martin Kastner. «Nada que haya visto se equipara con eso».

El secreto de su éxito
Las víboras arbóreas ya eran conocidas por ser buenísimas trepadoras. Pueden escalar verticalmente utilizando las proyecciones más pequeñas de una superficie y empujarse cara arriba más de 2 tercios de la longitud de su cuerpo. Emplean un movimiento llamado locomoción de acordeón en el que la víbora se dobla cara los lados para sujetar cuando menos 2 zonas. Mas la locomoción de nudo es diferente, puesto que forma una sola zona de agarre y resulta más exigente físicamente. Tanto, que las víboras deben detenerse por periodos prolongados para reposar.

Esta locomoción de nudo puede contribuir al éxito y al impacto de esta especie enormemente invasiva. Deja que estos animales accedan a presas potenciales que de otra manera serían inaccesibles y asimismo puede explicar de qué manera escala postes eléctricos.

Los estudiosos aguardan que sus descubrimientos asistan a recobrar a los estorninos y otras aves en riesgo de extinción, puesto que ahora pueden diseñar deflectores más difíciles para las víboras. Además de esto, posiblemente esta forma totalmente nueva de moverse de las víboras no sea la última por descubrir.

Fuente: ABC.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *