La vicepresidenta del Gobierno en funciones, Carmen Pelado, no ha descartado este miércoles la posibilidad de que el aspirante socialista Pedro Sánchez sea investido presidente del Gobierno la semana próxima con los votos de los partidos independentistas catalanes, PNV, EH Bildu, Compromís y el Partido Regionalista de Cantabria (PRC). En declaraciones a los cronistas en un acto en la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas, siendo preguntada sobre la posibilidad de que la investidura salga adelante con la abstención de Unidas Podemos y los votos en favor de las formaciones citadas, Pelado ha remarcado que el Gobierno contempla como ha «dicho, absolutamente de verdad», que «la investidura debe salir la semana próxima». En este punto, ha remarcado que el Gobierno contempla esta hipótesis desde el «respeto a todos y cada uno de los conjuntos de la Cámara que representan la diversidad ideológica de todos y cada uno de los españoles». Además de esto, ha argumentado que una cosa es la investidura y otra la siguiente capacitación de Gobierno. Concretamente, ha remarcado que «en democracia» lo que se hace primero es abrir «paso razonable a la investidura» a fin de que después el presidente forme gobierno. Pidiendo el apoyo a otros grupos En este contexto, Pelado ha aceptado que el Partido Socialista Obrero Español está pidiendo «su apoyo» a múltiples conjuntos a lo largo de las asambleas que lleva «semanas sosteniendo». De esta manera, ha contado que misma lo ha hecho con el PNV, y sus compañeros José Luis Ábalos y Adriana Lastra lo han hecho con otras formaciones. «Hacemos nuestro trabajo, mas no hay ni una razón para cerrar el paso a la investidura. Otra cosa diferente va a ser la capacitación y el programa de Gobierno. Aguardamos que todo el planeta haga su una parte de trabajo y que la próxima semana el presidente reciba la confianza de la Cámara y se disponga a formar Gobierno«, ha reiterado la número 2 del Ejecutivo Además, Pelado ha confirmado que, como mismo anunció el pasado lunes, Sánchez se va a poner en contacto con Pablo Casado y Albert Rivera, mas no ha concretado cuando piensa hacerlo. En este punto, ha aprovechado para reprochar al líder de Ciudadanos su negativa a charlar con el aspirante socialista. «No sabemos de qué forma va a representar el caudal de voto que ha tenido pues ni tan siquiera sabremos qué opina, plantea o bien quiere; no sabemos de qué forma va a servir a España si ni tan siquiera se sienta con el primer conjunto», ha lamentado, contrastando su actitud con la predisposición de Casado a cerrar pactos de Estado si por último se forma Gobierno. Tras informar que los votantes van a saber medir el nivel de responsabilidad que acepte cada uno de ellos en este proceso, Calvo ha protegido que el Partido Socialista Obrero Español ha sido «bastante ponderado, equilibrado y flexible» en sus 5 ofertas a Unidas Podemos que se han encontrado con el ‘no’ de Pablo Iglesias. Pelado ha hecho hincapié en que «no hay razón» a fin de que se cierre la puerta a la investidura, a menos que existiese un acuerdo para un gobierno alternativo entre los líderes de Podemos, Partido Popular, Ciudadanos y Vox». «Si esa opción alternativa no existe el mensaje que van a lanzar estos partidos es que no ha servido de nada que los españoles hayan ido a las urnas y hayan dejado el mensaje claro de que desean que rija el Partido Socialista Obrero Español», ha sobre aviso. El cuarto conjunto “no puede imponer” «Hemos dado pruebas más que suficientes de ponderación y equilibrio para aproximarnos nuestro asociado pero natural», ha dicho, ya antes de informar al líder morado de que si vota contra la investidura como Casado, Rivera y Abascal eso «se va a parecer mucho a un frente de obstrucción del sistema democrático en frente de quien ha ganado las elecciones extensamente». Para ilustrar esta tesis, Pelado ha enfatizado, de nuevo, que el Partido Socialista Obrero Español dobla en escaños al Partido Popular y a solas suma exactamente los mismos que el Partido Popular y Ciudadanos. Con este panorama, ha subrayado que el «cuarto conjunto» de la Cámara «no puede establecer imposiciones a fin de que España tenga gobierno la próxima semana». Y es que, desde su opinión, Iglesias «ha dejado clarísimo que desea estar en el Gobierno» y, en verdad, ha centrado en eso sus conversaciones con Sánchez. «Ha propuesto siempre y en toda circunstancia cargos, el suyo y el de otros compañeros, cuando la responsabilidad de formar Gobierno es del presidente. Unidas Podemos es el cuarto conjunto de la Cámara y no sumamos ni tan siquiera con ellos», ha zanjado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *