Beneficios de la dieta mediterránea

La dieta mediterránea es uno de los regímenes alimenticios más frecuentados por las personas actualmente. Sus inicios surgieron en los años 50, cuando expertos descubrieron que las personas que hacen vida en Japón y países mediterráneos como Grecia, España, Portugal, Italia o Francia, eran las que tenían mejor salud.

Esto porque se implementan productos frescos  con un alto porcentaje de pescado, se utiliza aceite de oliva en casi todas las recetas y siempre se acompañan los platos con vinos. Gracias a esto se disminuye notoriamente los problemas cardiacos y enfermedades coronarias. A demás, ayuda a bajar de peso sin tener que hacer grandes sacrificios.

En esta dieta predominan los alimentos que no son procesados y se mantienen 100% con sus nutrientes naturales. Algunos de estos son los cultivos de verduras, plantas o frutas y la pesca de especies que se encuentran el mar, nada de carnes rojas.

En esta nueva era en donde las personas buscan llevar una alimentación más balanceada, la dieta mediterránea es la mejor opción. Proporciona múltiples beneficios para salud, siempre te veras bien y degustaras de la comida más deliciosa. Sin embargo, el resultado será mucho mejor si se acompaña con actividades físicas.

¿Cuáles son los aportes de la dieta mediterránea?

Este tipo de alimentación contiene grandes aportes que son los que generan los distintos beneficios para el organismo y la salud. Uno de ellos es que posee un porcentaje muy equilibrado de ácidos grasos poliinsaturados. Es decir, por el consumo de verduras y pescados que contienen vitaminas como omega 3 y omega 6, los diversos ácidos grasos se mantienen en un perfecto estado.

La dieta mediterránea actúa como antioxidante en el organismo. Cada una de las frutas poseen vitaminas A, B y C que logran limpiar por completo el organismo y no permiten la alteración del ADN. A su vez, el consumo de las grasas animales obtenidas del mar pueden ser mucho más saludables para la salud que el de la carne roja.

Al implementar el aceite de oliva se pueden obtener resultados como la vitamina E, que aumenta la estimulación de las células de defensa. Esto ayudará a que se ataque de manera inmediata cualquier infección. También,  contiene ácidos como aleico que previene las enfermedades cardiovasculares y acido linoleico que reduce el colesterol.

5 beneficios de la dieta mediterránea

Esta dieta sin duda tiene múltiples beneficios los cuales suministran grandes resultados en corto y largo plazo. Mientras más se sumen productos frescos a la comida diaria, será mucho mejor el efecto positivo que genere.

Disminución de peso corporal

Diferentes estudios señalan que ingerir por lo menos una fruta diaria disminuye notablemente el peso de los niños, adolescentes y adultos. El sobrepeso es un problema que ataca con agresividad a la sociedad y la dieta  mediterránea es una de las mejores soluciones.

Reduce la diabetes

Como este estilo de vida se basa en ingerir productos directamente de la naturaleza, se eliminan los excesos de grasas no saludables. Asimismo, se deja a un lado la sal y azucares en exceso. Todo esto se suplanta por hierbas, granos, pescado y frutas.

Mejora la memoria

Está demostrado científicamente que mientras más se ingieran frutos secos que contengan un alto porcentaje de omega-3, el cerebro trabajará mejor. Es decir, activa el rendimiento verbal y de memoria porque contiene diversas vitaminas y minerales que se alojan directamente al cerebro.

Disminuye las enfermedades cardiovasculares

Implementar pescado azul en las raciones de comida por lo menos tres veces a la semana será un gran beneficio para el corazón. La grasa saludable que posee este tipo de carne blanca genera una protección a las enfermedades cardiovasculares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *