El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, ha vuelto a adquirir acciones de Telefónica en un instante en el que la acción del operador de España se halla en mínimos de más de 20 años, otorgándole de esta manera al valor nuevas esperanzas de restauración.

Específicamente, el directivo ha comprado este jueves 100.000 acciones a un coste de mercado de tres,52 euros por título, lo que supone un desembolso de 352.000 euros, conforme una notificación mandada a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), al tener responsabilidades de dirección.

Hasta las 12.00 horas, las acciones de la teleco lograron sostenerse sobre ese nivel. No obstante, desde las 3 de la tarde, siguieron su ruta bajista para cerrar, por último, en los tres,43 euros por acción.

Este coste es el más bajo alcanzado por la compañía desde 1996. Desde los 22 euros a los que llegó inmediatamente antes del estallido de la última gran crisis financiera, Telefónica ya se ha dejado en el parquet más de un 85%.

A pesar de que en 2015 recobró algo del terreno perdido a lo largo de la siguiente crisis de deuda soberana, llegando a lograr los 13 euros ese año, el valor prosiguió cayendo hasta moverse en el ambiente de los siete euros, ya antes del estallido de la crisis del coronavirus, que ha terminado desmoronando su cotización.

Específicamente, en los últimos 4 meses ha perdido la mitad de su valor, lo que se traduce en una pérdida de capitalización bursátil de 16.000 millones de euros, al pasar de servir 34.000 millones en Bolsa a los presentes 18.000 millones.

Álvarez-Pallete suma esta operación a la efectuada el mes pasado de mayo, cuando adquirió otros 100.000 títulos, mas esta vez a un coste de cuatro,19 euros, lo que supone un gasto auxiliar de 67.000 euros, esto es, un desembolso total de 419.000 euros.

1,45 millones de acciones
A todo esto se aúnan las aportaciones de 150 euros mensuales pertinentes al plan global de adquiere estimulada de acciones para empleados del conjunto Telefónica, que de manera voluntaria adquieren entre 25 y 150 euros en acciones de la compañía, aportando, en el caso del directivo, el máximo posible.

Conforme la última notificación de participaciones significativas remitida al regulador, Álvarez-Pallete sostenía, a 25 de febrero de 2020, una participación del 0,045% del capital, representada en 1,45 millones de acciones de manera directa y otros 889.000 títulos por el plan de acciones. Ajustando a la presente capitalización de la compañía, esta participación estaría valorada en ocho con dos millones de euros.

En el primer semestre de 2019, Telefónica consiguió un beneficio neto atribuible de 831 millones de euros, lo que supone un 53,5% menos que los 1.787 millones de euros que ganó en exactamente el mismo periodo del año precedente.

La operadora resaltó en su presentación de resultados que la pandemia del coronavirus ha tenido un impacto en la evolución financiera y operativa del segundo trimestre, en el que asimismo se ha registrado una devaluación de las divisas, que se han mitigado en una parte por las «significativas medidas de eficacia y ahorros de gastos de capital (capex) llevados a cabo».

Fuente: ABC.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *